• Mundo Forestal

Para nosotros sería una pena que nos cerraran, pero cada vez parece más cerca esa posibilidad


Trabajadores de Ence, empresas auxiliares, transportistas y operarios del sector forestal de han encerrado a primera hora de esta tarde en la Diputación de Pontevedra. Otro grupo protagoniza una sentada delante del Concello de Pontevedra reclamando la mediación del alcalde, Miguel Anxo Fernández Lores, ante la subdelegada del Gobierno, Maica Larriba, para que les reciba este martes. Exigen que se les conceda una entrevista con la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ya que consideran insuficiente que les reciba de forma telemática un secretario de Estado.


Esta concentración y encierro llega después de que cientos de trabajadores del sector forestal y de las empresas auxiliares que dependen de Ence cortasen esta mañana la autovía de Marín en dirección a Pontevedra y plantasen fuego a neumáticos en los accesos a la autopista y a la variante de Marín. «Estamos todos los sectores que dependemos de Ence porque estamos muy preocupados y vemos un peligro creciente que la fábrica no pueda continuar», explica Xosé Luis Pedrosa, secretario comarcal de CC.OO., que asegura que el sector no está dispuesto «a quedarse con los brazos cruzados cuando están en riesgos sus empleos». En la concentración, en la que se calcula que hay cerca de 250 profesionales, está también personal de Ence, representantes de auxiliares y transportistas.

Además de las barricadas en los accesos a la autopista,que provocaron atascos interminables en el entorno de la ciudad, los representantes del sector forestal han cortado también los accesos de los camiones de madera a la fábrica.

7 vistas0 comentarios